LA NUEVA LIBERTAD – PABLO DE TARSO

RESEÑA

Sin olvidar que se trata de una novela, muy rigurosa pero no cierta en su totalidad, la narración nos traslada con gran verosimilitud a los comienzos de las primeras comunidades cristianas, situándose en torno al año 80 d.c. La novela narra la sucesión de viajes, cartas, cárceles, palizas, naufragios, revelaciones, sufrimientos y asesinatos del “apóstol de los gentiles”, a través de Julio Severo, prefecto de vigiles (el cuerpo de policía y bomberos de Roma), a quien le une estrecha amistad desde que custodió al apóstol a las Urbe (Roma) para ser juzgado como ciudadano romano. Las entrevistas de Julio con los cristianos ocultos en Roma, Lucas y Pedro, entre otros y las tensiones matrimoniales con su esposa Livia lo inducen a refugiarse en un informe sobre la azarosa vida de Pablo, su mensaje y sus cartas a las Iglesias nacientes.

Lamet presenta a Pablo como el personaje más polémico y documentado del Nuevo Testamento; un personaje complejo que rebasa con creces los moldes de una novela, y consigue acercarlo al lector actual, haciéndolo vivo desde una aproximación literaria que pretende abrir boca para ulteriores lecturas a aquellos que quieran profundizar en su personalidad y trayectoria; no en vano, el autor incluye en su apéndice una profusa bibliografía no científica pero sí rigurosa con la que completar los conocimientos del lector interesado.

La novela intercala la historia novelada con datos reales y citas del propio Pablo, que permiten adentrarse en primera persona a lo que Pablo pudo vivir, sentir, contemplar… y nos engancha como lectores, para admirar aún más a un apóstol que no conoció a Jesús en su vida mortal pero que se encontró con Él cara a cara y se convirtió en el modelo del evangelizador a hombre; me permito copiar aquí un trozo de la novela de forma textual ya que resume de forma magnífica lo que la novela nos presenta: Pablo no era testigo de la primera hora, no convivió personalmente con Jesús. Pero su experiencia del Señor fue tan fuerte, tan luminosa, tan completa, que hablaba de lo que había visto en su interior, como si el Mesías quisiera completar, a través de Pablo, nuevas y maravillosas dimensiones de su Buena Noticia… Escribió con sus textos y con su vida otro Evangelio. ¿Acaso no arde nuestro corazón cuando recordamos sus palabras, cuando leemos y releemos sus cartas y saboreamos sus signos?… Una cita resume su única gloria, toda su ley y toda su seguridad “Ni la vida, ni la muerte, ni los ángeles, ni los poderes, ni el presente, ni el futuro, ni las potencias, ni las alturas, ni las profundidades, ni criatura alguna PODRÁ SEPARARNOS DEL AMOR DE DIOS” (Carta a los Romanos 8)

AUTOR:

Pedro Miguel Lamet (Cádiz, 1941) ha publicado cincuenta libros de muy diversos géneros, desde la poesía a la novela, pasando por la biografía, la historia, el ensayo y el periodismo. Además del director de Vida Nueva y conocido columnista de diversos periódicos, emisoras y revistas, fue profesor de Estética y Cinematografía en varias universidades y ha obtenido ocho premios periodísticos y literarios.

Yolanda Muñoz Ocaña

Comparte tus opiniones

Sin comentarios

Dejar un comentario: